Científicos lograron un hito: un cerebro creado con IA capaz de reconocer el habla humana y que abre el camino para la investigación